Por GASPAR A. LÓPEZ POVEDA

El yucateco Carlos Rosel Bermont fue el comodín de Ricardo La Volpe en el choque del domingo ante las Chivas.

La versatilidad del yucateco le abre varias posibilidades para ver acción ahora que se vienen para los americanistas los encuentros más importantes del año: la fase final del Apertura y el Mundial de Clubes.

En el choque “de vuelta” de anoche ante las Chivas, el “Chivo”, volante escudo en la gestión de Ignacio Ambriz, fue el hombre táctico en el esquema del bigotón, jugando un poco delante de la zona de recuperación.

Con Oribe Peralta en labores de enganche, atrás de Silvio Romero y Darvin Quintero, el América tuvo algunas llegadas en el lapso inicial.

rosel

Para el arranque de la segunda parte, La Volpe metió a Rosel. Lo hizo por el “Chino” Romero, pero mandó al yucateco a realizar los deberes que estaba haciendo Oribe y a éste lo mandó más al frente a acompañar a Quintero. En poco tiempo, el movimiento rindió dividendos, con el gol de Peralta, que fue el único del partido.

Y con las Chivas volcadas, Rosel arrastró la pelota, la protegió y una jugada del yucateco dejó a Oribe en buena posición, pero éste se precipitó y el balón se fue a un lado.

Fue buena la participación de Rosel Bermont.

Ex venado, el relevo de Gignac

Julián Andrés Quiñones

Julián Andrés Quiñones

Un día antes, en el encuentro “de vuelta” entre Pumas y los Tigres, otro viejo conocido de los yucatecos vio acción: el “gol-ombiano” Julián Andrés Quiñones, aquel joven delantero que los Tigres prestaron a los Venados el semestre anterior (hizo seis goles con los ciervos, tres en el Clausura y tres en la Copa).

Ante los Pumas, Quiñones jugó los últimos ocho minutos al entrar al relevo nada más y nada menos que por Andre-Pierre Gignac.

En el Apertura, Quiñones tuvo tres apariciones, todas como relevo: jugó 5’ en el 0-0 ante Atlas, once minutos en el triunfo de 1-0 ante Chiapas (en ambos partidos relevó a Ismael Sosa) y 33 minutos en la victoria de su equipo sobre los Pumas, 3-1, en C.U., en encuentro en el que relevó al francés Andy Delort.

“Tuca” espera mucho de Quiñones. Y el colombiano intenta agradar. El sábado en el poco tiempo que estuvo en la cancha creó una clara opción que, afortunadamente para los Pumas, no se concretó. Iba a ser el lapidario 6-0.

Las fotos son de Facebook