Por GASPAR A. LÓPEZ POVEDA

Si en el béisbol existiera lógica, la Serie del Rey de la temporada 2017 de la Liga Mexicana la deberían disputar los Toros de Tijuana y los Leones de Yucatán.

Pero en este pasatiempo, eso no vale. Hay muchas historias que lo confirman.

En 2006, los Sultanes de Monterrey dominaron la Zona Norte y la LMB con 79-30 en ganados y perdidos y los campeones fueron los Leones, que calificaron como cuarto lugar de la Zona Sur con 58-51, es decir, con 21 victorias menos que los regios y 21 derrotas más.

El domingo, ambos, Toros y Leones, iniciarán la carrera por llegar a la serie po el banderín.

Los Toros recibirán en el Estadio Gasmart a los Rieleros de Aguascalientes, que en la última jornada amarraron el cuarto lugar, sin necesidad del juego del comodín.

En Monterrey, los Sultanes serán anfitriones de los Acereros de Monclova, armados por Gerardo Benavides Pape para ser campeones, aunque en la campaña regular no pudieron ser tan dominantes.

En la Zona Sur, los Leones esperan rival, que saldrá mañana viernes del choque de comodines que sostendrán en el puerto jarocho los Rojos del Águila y los Bravos de León.

La otra batalla la disputarán los Pericos de Puebla y los Tigres de Quintana Roo, comenzando en la Angelópolis, en algo que muchos consideran un clásico, pues ambas franquicias compartieron varios años el Parque “Hermanos Serdán”.

La foto de los cañonros de los Toros, tomada del Twitter de Dustin Martin/Bambino Sedano

Abajo, las posiciones finales: Toros y Leones, los mejores en la carretera (away):